El Titular El Salvador

Se destapa y se comprueba red de corrupción de Bukele y sus amigos

Productor contratado por la administración de Bukele en la alcaldía de San Salvador utilizó imágenes, pagadas por los capitalinos, para hacerle propaganda al candidato presidencial de GANA.

A través de una investigación periodística Revista Factum, reveló que cuando Bukele, el candidato presidencial de GANA, era alcalde de San Salvador tenía un productor al que le confiaba todos sus proyectos audiovisuales “importantes”; desde transmisiones en vivo hasta las presentaciones de proyectos de su alcaldía.

Luego, estas mismas imágenes de las presentaciones de proyectos serían ocupadas por el mismo productor “independiente”, Mario Piche Guerrero, para promover la candidatura presidencial de Bukele.

Así mismo, de acuerdo a la investigación de Factum, Piche obtuvo contratos como productor de la Secretaría de Cultura de la Alcaldía de San Salvador mientras era directivo de la misma secretaria de la municipalidad.

Además, fuera Suecy Callejas Estrada, quien había tenido una relación sentimental con Piche, quien se desempeñaba como secretaria de Cultura de la alcaldía; mientras que, esta salvadoreña había sido también amiga de la ahora esposa de Bukele, Gabriela.

Las cotizaciones de trabajo de Piche fueron presentadas junto a dos más, firmadas por quienes resultaron ser sus ex colaboradores en la productora “Dharma Audiovisual”. Al respecto, Revista Factum preguntó a los otros dos ofertantes, Olga Castro y Andrés Marroquín, pero se defendieron explicando que las firmas estampadas en los documentos eran “falsas”; como prueba enseñaron sus DUIs.

Mientras que, en otras licitaciones que presentó Piche por contratos de la alcaldía de Bukele, Factum demostró que el productor salvadoreño no cumplía con los requisitos, pues como garantía estableció un monto de $7,947 cuando debía ser de $23,835; así como, se olvidó presentar “las hojas de vida respaldadas por los atestados de cada uno de los miembros de su equipo”.

Por otro lado, su contratación como productor violó la LACAP, pues fue el único ofertante. Esta ley establece que cuando solo exista una licitación para un proyecto público, se debe declarar desierta y repetirse el procedimiento.

Factum adicional a esto demostró que Piche fue contratado para grabar eventos de la Secretaría de la Cultura que ya habían pasado. Los eventos eran “Gala + Danza”, “Danza a Puertas Abiertas”, “Giselle”, “Grandes momentos del ballet” y “Cascanueces”, todos cubiertos desde hace meses, antes de lanzarse la licitación, por Piche.

“Piche se encargaba de cubrir todos los eventos importantes sin importar que no hubiera contrato de por medio, y la administración se encargaba de pagarle a como diera lugar”, se detalla en la publicación del periódico digital.

Redaccion El Titular

1 comment