El Titular El Salvador

Millonarias pérdidas por nuevos cierres de fronteras agravan crisis económica en Centroamérica

Una serie de protestas y manifestaciones por nuevas restricciones relacionadas a la pandemia y acuerdos con el FMI en Costa Rica han llevado al cierre y bloqueos de las fronteras en este país y en Nicaragua, afectando toda la cadena de exportación a nivel centroamericano y agravando así la crisis económica que atraviesa la región.

En Costa Rica se han registrado se ha visto interrumpido el tránsito en el Paso Canoas, principal paso fronterizo con Panamá y en uno secundario conocido como Guabito debido a protestas por un acuerdo que se está negociando con el Fondo Monetario Internacional (FMI) desde el 30 de septiembre.

En el paso de Peñas Blancas en Nicaragua ocurre lo mismo debido a nuevos requisitos  impuestos para atravesar la frontera como la implementación de sistemas de GPS y recortes al tiempo de estadía para realizar las cargas y descargas.

“Tenemos exportadores de aceite que van a tener que cerrar las plantas porque sus camiones cisternas están atrapados en la frontera, de manera que su inventario está atrapado”, comentó Roberto Tribaldos, presidente de la Asociación Panameña de Exportadores (APEX).

“Este tipo de situaciones, que se está presentando demasiado continuas, nos trae un problema bastante serio. Las autoridades pertinentes deben actuar para que no sigan este tipo de paros porque afectan a toda la región y limitan las perspectivas de crecimiento de la economía”, expresó por su parte Silvia Cuéllar, directora ejecutiva de la Corporación de Exportadores de El Salvador (COEXPORT).

La Federación Centroamericana de Transporte (FECATRANS) estima que los costos de mantener las cargas esperando solo en la frontera de Costa Rica suman los $5 millones diarios.

Redaccion

Redaccion