El Titular El Salvador

Bajo fuertes críticas, Asamblea Legislativa extiende Estado de Excepción por 15 días

EL SALVADOR. – Con cada día que pasó del Estado de Excepción inicial y la cuarentena domiciliar que vino con ello, los ánimos de la ciudadanía y sectores como la Empresa Privada se han ido caldeando. Durante el fin de semana, la Asamblea Legislativa aprobó un nuevo decreto conteniendo la Ley de Restricción Temporal de Derechos Constitucionales Concretos para Atender la Pandemia COVID-19 y una extensión de 15 días al Estado de Excepción.

Con la noticia de que la estadía forzada en casa continuará, la desesperación entre los salvadoreños alcanzó su punto álgido en lo que va de la llegada de la Pandemia del Coronavirus al territorio nacional. Cientos de personas se aglomeraron desde tempranas horas de la mañana de este lunes en las afueras de los Centros Nacional de Atención y Administración de Subsidios (CENADE) para reclamar el subsidio de $300 anunciado por el Gobierno. Las trifulcas entre ciudadanos y los agentes de la Policía Nacional Civil han estado desde entonces a la orden del día, en algunos centros se grabaron a policías echando gas pimienta en las caras de las personas que intentaban atravesar los portones para obtener el subsidio.

Todos los CENADAS han sido cerrados por orden del presidente desde alrededor de las nueve de la mañana. A pesar de ello, son muchos los que se siguen esperando afuera de las oficinas pues necesitan desesperadamente el dinero.

En ese sentido, la Empresa Privada y otros sectores continúan ejerciendo presión para que se bajen las restricciones de libre circulación, temiendo un colapso total de la economía en el país.

Por otra parte, expertos en materia de Derecho observan que la aprobación de un nuevo decreto en lugar de una simple extensión al que ya existía consiste en fraude de ley, con el posible propósito de otorgar poder al gobierno de continuar extendiendo el Estado de Excepción sin límite.

“Hay un fraude evidente a la Constitución porque utilizan la opción de aprobar un nuevo decreto para evitar prorrogar el anterior porque si se da prórroga teóricamente no tendrían posibilidad de aprobar un nuevo decreto de excepción”, explicó Eduardo Escobar, de Acción Ciudadana. “De no corregirse este fraude, se abriría la puerta a la extensión indefinida del régimen de excepción. Es decir, la excepción podría volverse la regla”, advirtió José Marinero, jurista.

Redaccion

Redaccion