El Titular El Salvador

Con veto del presidente Sánchez Cerén, El Salvador podría convertirse en un paraíso fiscal

Veto del presidente Sánchez Cerén restará autonomía para luchar contra la impunidad en el país, de acuerdo a la FGR. El presidente, por su parte, afirmó que le quitaba atribuciones constitucionales al Fiscal.

Ayer, la Fiscalía General aseguró que el veto del presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, restará autonomía a la Unidad de Investigación de Delitos Financieros (UIF) y propiciará el incremento de la impunidad en el país. La reforma fue aprobada por los diputados de la Asamblea Legislativa el pasado 20 de julio, con 55 votos a favor y 21 en contra.

De acuerdo al director de la Unidad Anticorrupción de la Fiscalía, Jorge Cortez, lo que está en juego, es que la UIF dejará de pertenecer al Grupo Egmont, instancia que reúne a las unidades de investigación financiera de más de 156 países del mundo.

“A partir del artículo 3 de la Ley de Lavado de Dinero y Activos queda establecida la UIF, pero también es regulada por la Ley Orgánica de la Fiscalía, puesto que en el artículo 70 advierte que el Fiscal General dirigiría la UIF como una oficina afín, primaria y adscrita a la FGR”, indicó Cortez.

Por ello, el Fiscal General de la República, Douglas Meléndez, solicitó a los diputados de la Asamblea superar el veto del presidente de la República que impuso a la reforma del artículo 70 de la Ley Orgánica de la FGR, que permitía la autonomía a la UIF.

“El referido organismo internacional emitió advertencia de suspensión de membrecía para la UIF de El Salvador, respecto de continuar como miembro de Grupo Egmont, lo que ha conllevado limitar el acceso a la información a otros países”, explicó la FGR.

Para Sánchez Cerén, la reforma de la autonomía de la UIF le restaba atribuciones exclusivas al trabajo del Fiscal General; sin embargo, el director de la Unidad Anticorrupción, negó que esto fuera cierto, ya que daría autonomía a la UIF para procesar, analizar y difundir información.

De no superar este veto presidencial, la Fiscalía expuso que sería la sanción o la expulsión del Grupo Egmont y que el país sea incluido en la lista de paraísos fiscales, ya que esta medida facilitaría el lavado del dinero.

Redaccion

Redaccion